×

Rebrote en Pekín es extremadamente grave, admite China

2020-06-16 09:18:49 | El Pionero

Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn

En China reconocen que el nuevo brote de coronavirus en Pekín es 'extremadamente grave', redoblan la realización de pruebas e imponen más confinamientos


    

[% orquidea_tag %]Las autoridades de Pekín advirtieron hoy de la situación epidémica "extremadamente grave" en la capital china, donde desde la semana pasada se detectó un nuevo foco de coronavirus y hay ya más de un centenar de casos registrados.

La capital china empezó a hacer test a decenas de miles de personas a pesar de que la enfermedad, que apareció en el país a finales de 2019, había prácticamente desaparecido.

El ministro de Sanidad anunció el martes 27 nuevos enfermos en Pekín, lo que lleva a 106 el número total de casos registrados desde hace cinco días en la ciudad, donde desde hacía dos meses no había contaminaciones.

El nuevo brote surgió en el inmenso mercado al por mayor de Xinfadi, en el sur de la capital, donde se detectó el coronavirus la semana pasada.

También se registraron varios casos en otros mercados, ahora cerrados.

Sus miles de habitantes no tienen derecho a salir de ellas pero pueden recibir comida.

La situación epidémica en la capital es extremadamente grave", dijo a la prensa Xu Hejian, un portavoz del ayuntamiento, que habló de "carrera contrarreloj" contra el coronavirus.

Sin embargo no hay pánico en Pekín, donde desde diciembre solo hubo nueve muertos por covid-19 y ninguno desde el descubrimiento del nuevo brote.

La epidemia hace temer sin embargo una segunda ola. La Organización Mundial de la Salud (OMS) indicó seguir "de muy cerca" la situación y habló de enviar más expertos a Pekín.

'MIEDO'

Los responsables municipales quiere hacer test a todos los vendedores de los mercados y a los responsables de restaurantes.

Zhao Honglei, responsable de una tienda de comestibles, dijo que sus 13 empleados dieron negativo.

Sus clientes parecen tranquilos pero Zhao explica que los pedidos en línea se multiplicaron en los últimos días. "La gente tienen miedo de encontrarse en tiendas llenas de gente donde podrían contaminarse", dice.

La ciudad de Pekín, con 21 millones de habitantes, tiene capacidad para hacer test a más de 90 mil personas cada día, según la agencia de noticias Xinhua.

Este martes, con una temperatura de 36 grados, muchos pequineses llevando mascarillas esperaban en un parque para pasar un test.

Intento no salir mucho a la calle", dijo Wu Yaling, una jubilada de 57 años, que vive cerca de uno de los mercados donde se registró el brote.

El lunes el ayuntamiento decidió cerrar los lugares deportivos y culturales. Y varias ciudades chinas anunciaron la puesta en cuarentena de viajeros procedentes de Pekín.

RESTAURANTES DESINFECTADOS

El ayuntamiento de Pekin afirma haber hecho desinfectar 276 mercados y 33 mil restaurantes o comercios de alimentos y haber cerrado once mercados.

Siete zonas residenciales suplementarias, de las miles que tiene la ciudad, también fueron confinadas el martes.

Se añaden a las 21 que ya están en esta situación pero estas medidas solo afectan a un pequeña parte de la población de Pekín.

Este rebote epidémico quedará probablemente controlado rápidamente", dice Wu Hulin, un empleado de 23 años del sector de las nuevas tecnologías.

Porque pienso que China hizo un buen trabajo comparado con los países extranjeros".

Desde el 30 de mayo, unas 200 mil personas visitaron el mercado de Xinfadi, donde el virus fue descubierto en planchas donde se cortaba salmón importado.

Más de 8 mil empleados del lugar, que proporciona el 70% de las frutas y verduras que se consumen en Pekín, pasaron test y luego fueron puestos en cuarentena.

El Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) afirmó el lunes que la cepa descubierta en el mercado corresponde a una cepa frecuente en Europa.

Peo esto "no basta para certificar que proviene de productos del mar de importación", dijo en televisión el epidemiólogo jefe del CDC, Wu Zunyou.

Solo pudo venir de una persona contaminada", aseguró.

Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn

Mamá, te amo; revelan audio de George Floyd antes de morir asfixiado por un policía

2020-07-09 17:08:39 | El Pionero

Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn

George Floyd fue asesinado por elementos de la policía de Minneapolis el pasado 25 de mayo tras someterlo por el cuello.


    

El afroestadounidense George Floyd repitió más de 20 veces que no podía respirar y advirtió a los policías que lo detuvieron que iban a "matarlo", justo antes de morir asfixiado durante su arresto en Minneapolis, el 25 de mayo, según documentos judiciales.

Floyd, de 46 años, después de que un policía blanco que le clavara la rodilla en el cuello durante casi nueve minutos mientras lo mantenía de bruces contra el suelo. Su muerte provocó numerosas manifestaciones en Estados Unidos y en el mundo contra el racismo y la violencia policial.

En un vídeo filmado por un transeúnte, que se viralizó en las redes sociales, se oía a Floyd gritar "no puedo respirar".

Pero las grabaciones de las cámaras que llevaban encima los policías revelaron nuevos detalles sobre lo ocurrido.

Durante el arresto, Floyd suplicó a los agentes de no meterlo en el vehículo policial porque era claustrofóbico y tenía problemas físicos, según la retranscripción de esas grabaciones presentada por uno de los agentes implicados el martes en un tribunal de Minnesota.

Luego dijo: "Mamá, te quiero. Dile a mis hijos que los quiero. Estoy muerto", antes de repetir más de 20 veces "no puedo respirar".

Los policías le pidieron que se calmara y cuando Floyd dijo que lo iban a matar, Dereck Chauvin, inculpado de asesinato por haber clavado su rodilla en el cuello de la víctima, le contestó: "Entonces deja de hablar, deja de gritar, se necesita mucho oxígeno para hablar".

Las últimas palabras de la víctima fueron: "Me van a matar. Me van a matar. No puedo respirar".

Esa retranscripción fue presentada por el policía Thomas Lane para convencer al juez de desestimar los cargos de complicidad de asesinato presentados contra él.

Los dos policías que participaron en el arresto de Floyd, Alexander Kueng y Tou Thao, fueron acusados del mismo delito.

Los cuatro agentes fueron despedidos un día después de la muerte de Floyd. Todos podrían ser condenados a hasta 40 años de cárcel.

La víctima había sido arrestada por tratar de pagar con un billete de 20 dólares falso.

Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn