×
  • LOCAL
  • ESTATAL
  • EL GRILLERO
  • EL PAÍS
  • DEPORTES
  • LA OPINIÓN
  • TRIBUNA
  • INSÓLITO
  • ESPECTÁCULOS
  • POLÍTICA
  • MUNDO
  • CLASIFICADO
  • CONTACTO


  • El Tri está de pie, para el duelo de arrejuntados

    2017-01-31 23:01:46 | El Pionero

    Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn

    La Troupe de Juan Carlos Osorio ha sido citada. Lentejuelas y plumajes del Tri con rumbo a Las Vegas. Islandia B o C es el adversario o la comparsa o el cómplice.


        

    La FMF y SUM, en su ejercicio de matronas de la selección mexicana, alquilan a quienes deben amancebarse con el Tri para convertirla en una casquivana de placeres ajenos. En la clandestinidad contractual no importa los pergaminos del consorte. Con numerosos jugadores que no irán a la Copa Confederaciones, otros que no irán a la Copa Oro y otros que son oportunas máquinas tragamonedas en este circo itinerante de los fariseos de la FMF, encontrarán en Islandia a sólo tres jugadores con llamados previos a la selección mayor. Vale aclararlo: la Liga en Islandia concluyó el primero de octubre de 2016 y arranca el 30 de abril de 2017. En uno de los países más felices del mundo, es tiempo de lluvia o nieve, o de lluvia y nieve. Y útil mencionar que en ese mundo de noches eternas y sombras perseverantes, su índice de suicidio es el más bajo entre naciones de sombrías similitudes climáticas. Pero, de futbol, hoy, nada. SUM debe estar ilusionado. Un estadio al que le caben 40 mil aficionados, le sienta bien que cerca de 45 mil islandeses vivan en EEUU, aunque la mayoría en la zona noreste del país. El ADN del frío los aleja de California y Florida. Sin embargo, hay algunos miles asentados en Utah, donde en julio celebran el Día del Pionero de Islandia. Aunque a algunos les moleste, es una muestra de que EEUU es una nación de cultura, sangre y sello migratorio. En la revisión superficial que permite la escuálida información sobre Islandia, queda claro, según TransferMarket y las ambiciones desmedidas de Pachuca, que los 20 millones de dólares de la carta de 'Chucky' Lozano vale más que toda la tropilla islandesa, más allá del saludable, simpático, folklórico y excéntrico boom de la Eurocopa. Este arrejuntado de Osorio ante el arrejuntado de Heimir Hallgrimson no tiene nada que ver con el espejismo de las clasificaciones de FIFA: México es el sitio 18 e Islandia es el 21, pero, evidentemente, viviendo aún de los réditos de su fastuoso y fabulosa irrupción en la Euro. ¿Servirá de algo a Osorio esta encerrona? Tanto como aquellos amistosos al vapor ante Nueva Zelanda y Panamá de octubre pasado. Dos victorias con cloroformo incluido. El marcador apestaba a anestesista y las actuaciones del Tri, también. "Es una gran oportunidad para ver a jugadores que de otra manera no tendría oportunidad de ser llamados y observados. De aquí esperamos encontrar a los que puedan sustituir a los Andrés (Guardado), los Héctor (Moreno), los Héctor (Herrera), los Miguel (Layún) para el futuro", dijo esa vez Osorio. Basta comparar cuántos repiten entre aquella lista y la que ha citado para enfrentar a Islandia, para entender que o él miente o la mayoría de aquellos citados terminaron siendo unos buenos para nada. Por ejemplo, con la Liga MX en pleno, parece hasta injusto convocar a Giovani dos Santos, cuando la MLS regresa a la actividad hasta el 4 de marzo, cuando el Galaxy de Los Ángeles reciba a Dallas. ¿Después de felices meses de vacaciones, Gio estará en forma física y futbolística? Pero, la selección nacional no tiene alternativa. Sus quereres han sido malbaratados. Se sabe, su destino está en manos de un contrato con SUM, que incluye, por supuesto la alcahuetería festiva y voraz de los patrocinadores, a pesar de que se espera una velada con lluvia y bajas temperaturas, más allá de la calidez, de todo tipo, que Las Vegas suele preparar para sus visitantes. Rafa Ramos

    Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn

    Los errores de padres malvavisco, aquellos que no ponen límites

    2017-05-16 17:07:01 | El Pionero

    Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn

    Tienen entre 30 y 45 años, son incapaces de decir no a sus hijos, son permisivos y no tienen jerarquía en su casa


        

    Por ser permisivos y condescendientes en la educación de sus hijos, a quienes no les ponen límites, los especialistas los definen como padres malvavisco.

    En entrevista con Excélsior, la directora del Centro de Especialización en Estudios Psicológicos de la Infancia (CEEPI), Claudia Sotelo Arias, señaló: “Un padre malvavisco, ya sea la mamá, el papá o ambos, es un padre que es suave como un bombón, dulzón con los hijos, porque no tiene claros los límites.

    No representa una figura de autoridad para el niño o la niña y se le dificulta poner hábitos o incluso hacer que los hábitos se cumplan”.

    La investigadora explica que se trata de padres que tienen entre 30 y 45 años y que generalmente fueron educados dentro de esquemas muy rigurosos que no desean aplicar a sus hijos.

    “Estamos hablando de padres que están tratando de modificar estos moldes cuadrados con los que fueron educados, como cuando con una sola mirada tu papá te regañaba. El problema es que se está cayendo en extremos, porque le tienen miedo al sufrimiento del niño y todo lo negocian siendo permisivos”.

    La sicóloga señala que este tipo de padres son profesionistas y trabajan, por lo que buscan compensar a los hijos complaciéndolos, sin establecer una disciplina.

    Si el niño no quiere comer lo que hay en casa, le compran lo que pide. Si no se quiere dormir a la hora que le corresponde, se lo permiten. No le fomentan hábitos”, señaló la directora del CEEPI.

    Añade que otro error que se comete es el hecho de ponerse al nivel del niño, porque los hijos deben aprender que dentro de las familias existen jerarquías y que los padres son los responsables y son quienes cuidan y protegen a los infantes.

    “Como no toleran el sufrimiento de sus hijos, siempre les dan la posibilidad de algo más. Si tienen mal comportamiento, responsabilizan a los maestros, a los abuelos o a quienes los cuidan.

    Les temen a sus hijos porque le temen al enojo, al berrinche o a la reacción si les dicen que no, y esto es un error. En el niño se debe fomentar el sentimiento de frustración para poder enfrentar la vida”, indicó.

    Claudia Sotelo Arias señala que los padres malvavisco no tienen la conciencia de que sin disciplina y sin reglas no están educando al niño para enfrentar al mundo.

    “El problema no sólo se sufrirá en el hogar, sino en la convivencia con otras personas. No se trata de ser autoritarios ni de imponer, se trata de ser una figura de autoridad siendo padres comprensivos y flexibles, sin afectar al niño”, explicó la sicóloga.

    SIN TOLERANCIA A LA FRUSTRACIÓN

    De acuerdo con la maestra Susana Salazar Gómora, coordinadora del CEEPI, los hijos de padres malvavisco son niños que no logran desarrollar una tolerancia a la frustración y rivalizan en la escuela o en la familia porque no están acostumbrados a recibir una negativa como respuesta.

    “Son niños que van a hacer berrinche ante un no, son niños que siempre van a buscar que los padres puedan complacerlos en todo y donde estén.

    Son niños que dentro de la escuela no siguen normas y sin importar el grado escolar no logran trabajar con sus compañeros de clase”, detalla.

    La especialista en estudios de desarrollo infantil comenta que debido a la falta de reglas y de hábitos los niños también presentan trastornos alimenticios y del sueño.

    Salazar Gómora, señala que los hijos de padres malvavisco también corren el riesgo de ser rechazados por su comportamiento en su entorno de convivencia habitual.

    “Hay que poner atención: si de los tres a los ocho años el berrinche es su forma de comunicación, ya estamos hablando de un foco rojo”.

    Explica que si no se detiene este tipo de comportamiento, los hijos de padres malvavisco tendrán una adolescencia y una etapa adulta complicada.

    “Cuando un niño sin capacidad de frustración llega a la adolescencia, se vuelve más agresivo y pueden hasta agredir a los maestros.

     

    “Además, son jóvenes que no tienen buen rendimiento escolar constante y que son proclives a las adicciones”.

    Facebook Twitter Pinterest Google Reddit LinkedIn